Los humedales: fuente de vida, belleza y protección

[Redacción]
Derivado de lo anterior, la SADER se ha comprometido a fomentar una agricultura sostenible, que beneficie a los pequeños y medianos productores, pero que al mismo tiempo sea amigable con el medio ambiente
Ciudad de México.- Desde los más remotos tiempos, nuestros antepasados fueron testigos de la protección que los humedales proveen a las costas mexicanas de las embestidas de huracanes o tormentas y aún seguimos beneficiándonos de ellos por su importante función en la mitigación del cambio climático, pues son eficientes sumideros de carbono, lo que contribuye a reducir la cantidad de CO2 del aire.
Pero… ¿qué son los humedales? Son una zona de tierras normalmente plana donde la superficie del suelo se cubre de agua de forma permanente o estacional; el agua puede ser dulce, salada o salobre. Sin embargo, no todo suelo que se llena de agua es considerado un humedal, para eso, el sitio debe contener el líquido durante un período de tiempo suficiente para que prospere flora y fauna acuática.
En materia de lo que nos corresponde y respecto a la agricultura sostenible, los humedales permiten aprovechar de manera eficiente los distintos servicios ecosistémicos, entre ellos, un mejor uso del agua, fundamental para la producción de cultivos agrícolas y ganadería, por lo cual, la agricultura en áreas de influencia de humedales promueve:
Tecnologías de riego más eficientes y cultivos que requieran menos agua.
Reducir la aplicación de agroquímicos que afectan la biodiversidad de los humedales e incorporar el manejo integrado de plagas en cultivos agrícolas.
Promover la captación de agua, flujos de retorno.
Evitar el desecamiento de humedales para realizar actividades agrícolas o pecuarias.
En la producción pecuaria estabulada, incorporar humedales artificiales y biodigestores para el tratamiento del agua, antes de incorporarla a ríos.
Derivado de lo anterior, la SADER se ha comprometido a fomentar una agricultura sostenible, que beneficie a los pequeños y medianos productores, pero que al mismo tiempo sea amigable con el medio ambiente, por ello, no se otorgan incentivos en terrenos catalogados como sitios RAMSAR o Humedales, salvo aquellas actividades que no impliquen un cambio de uso de suelo.
La privilegiada posición geográfica de México le permite contar con 6,331 humedales, de los cuales, por su importancia y características, 142 están considerados dentro de la Convención sobre los Humedales de Importancia Internacional, acuerdo firmado en Ramsar, Irán, en 1971, y a la cual se adhirió México en 1986.

Deja un comentario