Un campeón mundial para Yucatán

[Redacción] 

El pasado 30 de noviembre, fue inaugurada la planta

El pasado 30 de noviembre, fue inaugurada la planta “Leoni Wiring Systems, Planta Yucatán”, ahí se fabricarán los arneses eléctricos que posteriormente serán instalados en los vehículos comerciales de las empresas Volvo, General Motors y BMW.

Y es que Leoni es el líder mundial en el desarrollo y producción de cables y arneses eléctricos, utilizados principalmente en la industria automotriz.

Su llegada a Yucatán es un hecho sin precedentes, pues nos permite corroborar que en el estado existen las condiciones para formar parte de la dinámica cadena productiva del sector automotriz, y una empresa con la historia de Leoni ahora se suma a la nueva industria yucateca del Siglo XXI.

Cinco siglos de historia

En 1569, Anthoni Fourier instala en Nuremberg el primer taller de Lyonese Ware (Mercancías Lionesas), nombre que hace referencia a la ciudad de Lyon, en Francia. Para 1621, cada uno de los hijos de Fourier había establecido otros talleres semejantes en las ciudades de Nuremberg y Roth.

Las tres compañías de los hijos de Fourier crecieron por separado por cerca de 3 siglos, hasta que el 23 de abril de 1917 se fusionaron para dar origen a la empresa Leonische Werke Roth-Nürnberg AG (Plantas Lionesas de Roth y Nuremberg AG) y 14 años después modificaría su nombre a Leonische Drahtwerke AG (Plantas de trabajo de cables Lionesas AG).

A partir de ahí, la empresa evolucionó según los tiempos, produciendo sus primeros cables esmaltados en la década de los 30, cables de alimentación en los 40, el inicio de la manufactura de cables de ensamblaje en los 50 y arneses en la década de los 60. Una vez llegada la década de los 90, el crecimiento y expansión de la empresa era una realidad, y durante esta década se ubicaron en la posición de liderazgo que mantienen hasta hoy.

Leoni: Campeón mundial de la economía

Leoni es una empresa catalogada Tier 1, categoría en la que se ubican los miembros más importantes de la cadena de proveeduría de la industria automotriz, pues suministra a los fabricantes originales de equipo, es decir, las cadenas de vehículos más importantes del mundo.

Por ello, en 2009 el autor y empresario Hermann Simon utilizó a Leoni para ejemplificar un caso de éxito, en su libro Campeones ocultos del Siglo XXI. El autor considera como campeón oculto a una empresa que lidera en su mercado a nivel global, pero que no es muy conocida por el público en general. Leoni, la empresa que lidera el mercado internacional de los cables a través de la innovación tecnológica y la internacionalización consistentes, es uno de los principales ejemplos para Simon.

Hasta 2017, Leoni cuenta con alrededor de 80 mil empleados operando en 90 plazas de 32 países de todo el mundo, y sus ventas mundiales anuales ascienden a 4 mil 500 millones de euros, con clientes provenientes de los sectores automotriz, industrial y eléctrico.

Una empresa que ha sobrevivido por más de cuatrocientos años, que ha resistido crisis económicas, adaptándose a los nuevos tiempos y las nuevas exigencias comerciales, y que hoy se ubica en el primer escaño del sector de los cables y los arneses eléctricos.

Leoni en México

La primera planta de Leoni en territorio mexicano fue fundada en 1997 en Sonora, durante el período en que la empresa se empezaba a posicionar como un líder mundial. Al año siguiente, en 1998, Leoni instaló una nueva planta en el estado de Chihuahua y en 2007 en el estado de Durango. Además de contar con estas tres plantas en el norte de México, Leoni inauguró una más en Celaya, Guanajuato durante 2015.

Y, ese mismo año, anunció su intención de traer una planta de arneses eléctricos a territorio yucateco, atraída por el ecosistema de inversión, innovación y capital humano existente en nuestro estado.

Leoni Wiring Systems, Planta Yucatán

El pasado 30 de noviembre, fue inaugurada la planta Leoni Wiring Systems, Planta Yucatán, en la que participaron el Gobernador Rolando Zapata Bello y el secretario de Economía del Gobierno de la República, Ildefonso Guajardo Villarreal.

En dicha planta se fabricarán los arneses eléctricos que posteriormente serán instalados en los vehículos comerciales de las empresas Volvo, General Motors y BMW, y empleará a alrededor de mil trabajadores yucatecos durante 2017, con los perfiles de ingenieros industriales, ingenieros en producción, ingenieros en logística, técnicos especialistas, contadores, auxiliares administrativos y técnicos en sistemas.

Y hay un dato que vale la pena destacar, nueve de cada 10 empleados de la planta son mujeres: ingenieras, técnicas y contadoras.

Leoni estima que para finales de 2018 contará con dos mil 600 empleados en esta instalación de 25 mil metros cuadrados, y una vez funcionando a máxima capacidad operará con cinco mil trabajadores.

La manera como se hacen automóviles hoy ha cambiado mucho en comparación con la manera en la que se fabricaban hace 10 años, señaló el secretario Guajardo.

En efecto, Leoni ha evolucionado para adaptarse y liderar este cambio tecnológico.

Y Yucatán se ha desarrollado para poder recibir a empresas como ésta, construyendo un ecosistema de innovación integrado por nuevas universidades y preparatorias que albergan a la generación mejor preparada de la historia.

Nuestro proceso de industrialización se ha consolidado. Hoy, Yucatán es un estado con rumbo y tiene un nuevo campeón mundial en su territorio que así lo confirma.

Deja un comentario