Comentan la narrativa fantástica de Avilés Fabila en la UJAT

UJAT7

[Martha Eugenia Rodríguez Berzunza]

* El escritor de “Los juegos” habló sobre la influencia que tiene la figura femenina en sus obras, sus críticos y la generación literaria “La onda”

Villahermosa, Tabasco.- “Mi trabajo literario plasmado en una vasta producción de cuentos, novelas, memorias y ensayos periodísticos, se ve marcado de gran manera por el papel de las mujeres, pues han sido ellas a lo largo de mi vida, influencia permanente y motivo de una creación literaria que finca sus raíces en la narración fantástica”, reflexionó el escritor René Avilés Fabila (1940) al brindar en la Feria Universitaria del Libro de la Chontalpa, la conferencia magistral: Vida, Lectura y Pasión.

Acompañado del director de Difusión Cultural y Extensión, Miguel Ángel Ruíz Magdónel y del dramaturgo Vicente Gómez Montero, el autor reconocido por la Universidad Juárez Autónoma de Tabasco (UJAT) con el premio nacional Malinalli 2013, explicó que esta inclinación por las féminas como principales protagonistas de sus historias se da por una sencilla razón, han sido ellas las dadoras de momentos memorables en su vida.

“A diferencia de otros escritores, yo trato de dignificar a la mujer, ellas en mis novelas son bellísimas, hermosas, cultas, inteligentes y algo muy importante, no dependen de las decisiones del hombre”, comentó ante la secretaria de Servicios Académicos, Dora María Frías Márquez.

Asimismo, el autor de Tantadel (1975) y La Canción de Odette (1982), rememoró algunas anécdotas de antiguas novias, compañeras y amigas que dejaron una huella cuya trascendencia compartió con el humor y picardía que lo caracteriza.

Sus críticos y análisis de su obra

A decir de Avilés Fabila quien es relacionado con la generación de “La onda”, que en 1960 proponía una ruptura con la literatura tradicional a través de un lenguaje más abierto arropado por los movimientos sociales y el rock & roll, los críticos nunca comprendieron que su propuesta era totalmente distinta a la que ellos realizaban. “Nos acusaron de haber plebeyizado la literatura pero nuestra generación solo utilizaba el lenguaje coloquial y la sintaxis a su manera”.

Tras ahondar en una reflexión crítica de su creación literaria, tocó el turno al dramaturgo y profesional de la radio, Vicente Gómez Montero, encargado de realizar un análisis de dos novelas fundamentales: Tantadel y La Canción de Odette, en la que elogió el desparpajo venial de René Avilés Fabila para referirse a los más solemne, su memoria infinita y su elegancia natural que con el paso de los años no ha perdido.

De ambas novelas dijo “Son novelas donde lo maravilloso y extraordinario conviven con todos los personajes sin que estos se den cuenta o aun dándose cuenta, no exhiben un asombro extremo, este asombro es contagiado al lector que va de asombro en asombro ante la marea de sueños que van volviéndose reales ante un par de historias que nos deja tocar a través de la hermosa locura de sus protagonistas”.

Deja un comentario

Cerrar menú