Sin Rodeos

[Por Fernando Hernández Gómez]

fdohernandezg@hotmail.com

El último año de Núñez

En el último año de gestión de Arturo Núñez Jiménez los resultados y las realizaciones de su gobierno serán fundamentales para contribuir al reto de todo gobernante: entregarle el poder a uno de los suyos.

En tiempos electorales, el desempeño gubernamental cuenta, y mucho. En las urnas, lo mismo puede servir para refrendar la confianza ciudadana al partido en el gobierno o atraerle más votos, que abonar a una derrota.

En el periodo anterior, el desorden administrativo, la corrupción y los pésimos resultados, generaron un hartazgo social que fue uno de los factores para que por primera vez se diera la alternancia en el gobierno estatal.

Desde luego que sus adversarios no le reconocen un ápice de lo que ha hecho, ni el esfuerzo para evitar que el barco se hundiera, tras zarpar en medio del caos heredado y un trayecto incierto propiciado por la caída de los precios del petróleo, pero Arturo Núñez ha hecho lo suyo en cinco años.

En entrevista con una televisora local –a fines del 2017– afirmó que más de 80 por ciento de los 210 compromisos que asumió como candidato a gobernador están cumplidos, con logros medibles y cuantificables.

Aseguró que su gobierno se ha centrado en la atención de lo que realmente impacta en el bienestar de los más desfavorecidos y en las necesidades de desarrollo del estado. “Ni nos adornamos con obras fastuosas ni dimos dinero a la mano, para evitar dejar tronado financieramente al estado”, sostuvo.

“Lo importante –puntualizó– es que le vaya bien a Tabasco y que los tabasqueños valoren, en el futuro, que mi gobierno hizo lo propio en uno de los momentos más complicados de la historia, en una etapa marcada por la debacle petrolera y su impacto negativo en la economía y las finanzas”.

Resaltó que aunque los logros en materia financiera resultan intangibles para el grueso de la población, lo real es que “paramos la escalada de endeudamiento que se había dado en el sexenio anterior y ponía en riesgo la viabilidad del estado, para situarlo en los diez con menor nivel de deuda”.

¿Cuáles son los retos de Núñez para avanzar hacia una buena calificación ciudadana en las urnas el 1° de julio de este 2018.

Para los próximos seis meses serán vitales tres cosas: 1) mantener la estabilidad financiera, que en estos tiempos es harto difícil pues muchas entidades están al borde del colapso; 2) cumplir lo prometido y no dejar obras inconclusas, sobre todo la construcción del nuevo mercado Pino Suárez, y 3) restablecer la tranquilidad social que fue alterada por la inseguridad pública, desatada desde hace más de una década.

Precisamente con acciones en este rubro, Arturo Núñez arrancó las actividades del último año de su gobierno. El 4 de enero, al entregar equipo operativo (mil 650 armas largas y cortas, 183 mil cartuchos, 33 vehículos tácticos y 12 mil uniformes inteligentes) a las corporaciones policiacas, afirmó que para su gestión la seguridad pública significa el tema de más alta prioridad.

Aseguró que en la cruzada por devolver a Tabasco la tranquilidad que exige y merece, su gobierno sigue combatiendo a fondo la incidencia delictiva, centrando esfuerzos para atacar delitos que generan mayor violencia.

Aunque se han dado golpes importantes al crimen, su gobierno no baja ni bajará la guardia porque enfrenta un fenómeno que está en constante reacomodo, indicó Núñez Jiménez. Habrá que acotar que a la par de la inseguridad que tiene intranquilos a los ciudadanos, el gobierno estatal enfrenta también una percepción que en ocasiones supera la realidad.

Las acciones coordinadas de corporaciones locales con fuerzas federales, y las inversiones para modernizar equipos policiales –que mezclan recursos federales y los estatales obtenidos por el financiamiento de 700 millones de pesos autorizados por el Congreso local–, le dan armas a la administración nuñista para avanzar en el propósito de recuperar la tranquilidad de las familias. Lograrlo implicará también recobrar la confianza ciudadana.

ALERTAS ANTE ACTOS VANDÁLICOS

Para evitar actos vandálicos o saqueos al comercio –como sucede en otras entidades con el pretexto del aumento a precios de gasolina, tortillas y otros productos básicos–, el gobierno estatal incrementó, en coordinación con fuerzas federales, operativos de vigilancia por todo el estado.

El secretario de Gobierno, Gustavo Rosario Torres sostuvo que “nuestra obligación es preservar el estado de derecho, por lo que no permitiremos ningún ilícito de este tipo en la entidad, y quien los cometa recibirá todo el peso de la ley”. Y lo remarcó: “Que quede bien claro: ni el gobierno federal ni el estatal permitirán este tipo de abusos”. El comercio organizado aplaudió la acción.

AL GRANO

VIVO Y VIGENTE… El viernes 5 se ajustaron 11 años de ausencia física de un gran periodista y un tabasqueño excepcional: José Frías Cerino… En recuerdo al enorme cariño por el más grande reportero de origen chontal, los miembros de la Mesa de la Fraternidad acudimos a la tumba donde descansan sus restos y al busto erigido en su memoria allá en Nacajuca… En el sencillo homenaje nos acompañaron su hermana Bartola Frías Cerino y su sobrina Eva María Loera Frías…

EN LA UJAT, la Rectoría dice que ya merito se resuelve lo del pago de aguinaldos a catedráticos, administrativos e intendentes… ¿Qué habrá querido decir José Manuel Piña Gutiérrez con que “estamos en condiciones de informar y garantizar…”, cuando no informa fecha en que hará efectivo el pago, ni garantiza nada de nada?… No le vaya a caer la piñiza.

Deja un comentario